Relaciones de pareja: ojo con el maltrato, no sólo son golpes

Normalmente, nadie piensa que puede llegar a ser una víctima de maltrato, pero la realidad es muy diferente. El maltrato generalmente no se da de forma brusca, más bien tiene maneras muy sutiles de aflorar en una relación. Vamos a hablar de diferentes puntos a tener en cuenta para poder identificar algunas señales que nos indican que se puede estar dando una situación de maltrato psicológico y emocional:

Control excesivo: Mi pareja controla mi economía, el dinero que gasto, dónde estoy a cada momento, cuando entro y salgo; controla mis redes sociales y mi teléfono móvil. Siento que he de darle explicaciones en todo momento de lo que hago y del por qué lo hago.

Culpabilidad distorsionada: Me hace chantaje emocional, siempre me echa la culpa de todo lo sucedido, me hace sentir responsable de sus problemas. Puedo sentirme culpable de opinar en público si su opinión es contraria, culpable por salir con amigos, por visitar a la familia o incluso por caer enfermo o por no querer mantener relaciones sexuales en un momento determinado.

Celopatía: Más signos de control. Me limita la ropa con la que salgo o los amigos que puedo frecuentar. Me desvaloriza. Se enfada constantemente cuando quedo con gente que no aprueba.

Sentimientos de inferioridad: Nunca me agradece nada, minimiza mis problemas, resta importancia a mis logros personales, me recuerda constantemente mis errores y debilidades. No cuenta con mi opinión, me hace dudar de mis capacidades, siempre valora más a los demás, utiliza la comparación para desvalorizarme, me indica que sin él no sabría seguir adelante.

Miedo: A sus enfados, a contarle algo, a ser uno mismo. No puedo ser natural con mi pareja, dejo de explicarle mis problemas, siempre cedo yo por temor a sus represalias. Dejo de hablar en público por miedo a sus reacciones o por si le molesta, cambio mi forma de ser y actuar. La manera de dirigirse a mi ha cambiado de cordial y atenta a imperativa y exigente.

Luz de gas: Intenta conseguir que dude de mis percepciones, mis razonamientos y mis actos, de esta forma anula mi voluntad generando una dependencia absoluta hacia él . Se trata de un lavado de cerebro por medio de una sutil y progresiva manipulación psicológica.

SI DESEAS MÁS INFORMACIÓN

PIDENOS PRESUPUESTO SIN COMPROMISO

Si desea más información, complete este formulario. Nos pondremos en contacto con usted a la brevedad posible.

Ver  los términos del aviso legal y la política de privacidad

Seleccione los archivos que desee adjuntar
El tamaño máximo para cada archivo es 100 MB

    Centro de Psicologia Virginia Pereira CACERES

    Establecimiento Sanitario Nº de Registro: 10102846

    Calle Virgen del Pilar, 8 / 10002 Cáceres / TELF.  607 01 81 05

    Centro de Psicologia Virginia Pereira PLASENCIA

    Calle Trujillo 11 / 10600 Plasencia ( Cáceres ) / TELF.  607 01 81 05